Actualmente la tecnología tiene un papel clave para fortalecer el servicio al cliente desde distintas aristas, y permitir a las entidades bancarias y financieras incrementar su competitividad, mientras optimizan costos.

Por ejemplo, el manejo eficiente de la energía y la climatización de oficinas y sucursales, así como el análisis de data generada a través del IoT, que posibilita prever fallas de equipo vital para la operación del sector bancario como centros de datos, cajeros automáticos, entre otros; son algunos de los beneficios que pueden obtenerse a través de herramientas tecnológicas.

Es decir, gracias a la tecnología se puede generar el clima ideal para la operación de los sistemas informáticos, los cuales son utilizados por los usuarios que visitan las sucursales, mediante un ambiente fresco y con la adecuada humedad, mientras se ahorra en el consumo de energía; esto garantiza un servicio continuo, al prever que los cajeros automáticos, por ejemplo, no dejen de funcionar así haya un corte de electricidad.

“Los UPS monofásicos para el sector bancario y financiero, pueden respaldar cajeros automáticos o pequeños cuartos de comunicación, y no requieren gestión manual para reiniciarse. Esto es clave para reducir el tiempo de respuesta en que el banco tendrá el cajero disponible para sus usuarios en caso de que este haya fallado, ya que no se necesita desplazar personal al sitio para reiniciar el equipo, sino que se puede hacer de manera automática, eliminando la molestia para los usuarios de llegar y leer en la pantalla: fuera de servicio” indicó Heriberto Gamboa gerente de Ventas de la división de Secure Power de Schneider Electric para Centroamérica.

La ventaja de este manejo remoto de equipo vital como los cajeros automáticos, va más allá de tener el servicio activo para los usuarios en menor tiempo en caso de que haya una falla, si no que también implica la reducción de costos para la entidad que no debe desplazar personal de mantenimiento al sitio. Además, en una situación sanitaria como la vivida los primeros meses de este año, la operación remota de equipo vital fue clave para la continuidad de todos los sectores.

Monitoreo y análisis de centros de datos

Los centros de datos son un activo clave para la operación de cualquier industria y en el sector bancario, tienen un papel más que relevante, para mantener en funcionamiento los sistemas mediante los cuales se hacen trámites en cajas, en las sucursales en línea, pago en datáfonos, cajeros automáticos, etc.

Contar con centros de datos innovadores y eficientes en temas energéticos, permite que las entidades reduzcan el costo total de adquisición. “Equipos con niveles de eficiencia altos incrementan los márgenes de ganancia porque están reduciendo los costos operativos, mientras garantizan mayor disponibilidad de servicios para los usuarios”, explicó Gamboa.

La plataforma EcoStruxure IT de Schneider Electric es una solución para el monitoreo, operación y gestión de infraestructura de centros de datos, que permite saber la capacidad de operación que tiene una entidad bancaria, por ejemplo, en sus data centers y cuartos de servidores instalados. “A través de la data que maneja la plataforma, se puede saber en qué centros de datos puedo crecer y en cuáles no, se pueden automatizar procesos para hacer un manejo remoto, sin necesidad de contar con personal en cada punto y aun así, tener el control de la operación; medir los niveles de eficiencia con los que se está operando para recolectar las mejores prácticas y replicarlas en toda la organización, entre otras acciones”, manifestó el gerente de Ventas de la división de Secure Power de Schneider Electric para Centroamérica.

A través de una solución como EcoStruxure IT, también se pueden identificar las fuentes de malgasto de energía de cada punto de operación que tenga la entidad; llevar el control de los dispositivos, previendo fallas que impliquen la caída de funcionamiento de un servicio y las consecuencias que puede tener tanto económicas como en la atención de los usuarios. “EcoStruxure IT genera data predictiva para conocer cuándo es necesario cambiar la batería del UPS que da soporte a un cajero automático y garantizar así que este punto no quede sin servicio en caso de que haya una falla de la energía. También se puede llevar un inventario completo de los componentes del centro de datos y se pueden simular procesos, a través de la inteligencia artificial, para entender en cuál de los centros de datos funcionaría mejor la instalación de un equipo de IT, por ejemplo, permitiendo al cliente hacer un mejor uso de su inversión”, comentó Gamboa.

Respecto a la seguridad que deben ofrecer estas plataformas de monitoreo, operación y gestión, Gamboa señala que se debe verificar que cumplan con altos estándares por la sensibilidad de información que maneja una entidad bancaria y financiera “Nuestra plataforma trabaja con datos encriptados y cumple con las certificaciones de seguridad establecidas por los bancos y por las entidades que regulan la actividad bancaria en los diferentes países, que son rigurosas, justamente para garantizar la integridad de la información”.